Cuidate del sol, en la sierra como en el mar

Disfruta saludablemente del verano, cuidándote del sol y evitando así el aumento de la incidencia del cáncer de piel.

Para ello recuerda poner en práctica los siguientes consejos:

1
Evita la exposición al sol entre las 10 y las 16 horas, durante ese período las radiaciones emitidas son mayores.

2
Busca y prefiere siempre la sombra, ya sea de forma natural o utilices elementos como sombrillas, toldos, etc.

3
Usa ropa adecuada para proteger tu piel, liviana y preferentemente oscura y de trama apretada.

4
Utiliza sombrero y preferentemente de ala ancha para cubrir la cara y ojos.

5
Ponte siempre los lentes de sol de tamaño adecuado y protección lateral, y asegúrate que éstos tengan filtro para rayos UVA y UVB

6
Recuerda que aún con días nublados y ventosos estamos expuestos a la radiación ultravioleta, por tanto también en esas condiciones debes protegerte del sol.

7
Aplícate protector solar en las zonas que inevitablemente estarán expuestas al sol. Busca los protectores con UVB FPS mayor o igual a 30 y UVA Alto.
Ten en cuenta aplicarte el protector 30 minutos antes de la exposición al sol y cada dos horas.

8
No expongas directamente al sol a los niños menores de 1 año.

9
Infórmate diariamente del índice de radiación UV
Si es mayor de 3 debes protegerte
Si es mayor de 7 debes reforzar las medidas de fotoprotección

10
Revisa tu piel y ante heridas que no cicatrizan, manchas o lunares que cambian su aspecto, consulta a tu dermatólogo.

11
Recuerda que no existe bronceado saludable, el bronceado es una defensa de la piel contra daños causados por la radiación UV.